Mazorcas de maíz con mantequilla de aceitunas y limón

, , 2 Comments

Consumido desde hace 7.000 años, el maíz es el único cereal que aporta betacaroteno en dosis significativas y es rico en fibra, hierro, hidratos de carbono y otras vitaminas.

Lo podemos comer en granos para las ensaladas, en palomitas, en tortitas de maíz o cualquier receta con su harina que además es libre de gluten, pero las mazorcas son una forma muy natural y que encanta a los niños y “menos niños” para una comida informal.

Estas mazorcas de maíz con mantequilla de aceitunas y limón es una rica receta para la época estival y que podemos preparar en una barbacoa o al grill:

  • Varias mazorcas de maíz crudas o ya cocidas
  • 150 gramos de mantequilla
  • Cáscara rallada de medio limón
  • Sal y pimienta
  • 50 gr de aceitunas negras
  • 50 gr de aceitunas verdes

Si tenemos las mazorcas crudas, primero las debemos hervir durante al menos 15’ en agua con sal.

A la vez dejamos reposar la mantequilla a temperatura ambiente hasta que se quede blanda y manejable. La colocamos en un bol y añadimos las aceitunas bien picaditas, la cáscara de limón y salpimentamos.

Con las manos bien lavadas mezclamos todo.

Extendemos en una mesa papel de aluminio y colocamos la mantequilla en forma de tubo. La empaquetamos en el papel apretando bien pero sin que se salga por los lados y lo dejamos en el frigorífico para que se endurezca.

Con esa cantidad de ingredientes nos ha salido una tira de mantequilla aromatizada de 23 cm de largo y unos 3,5 cm de grosor.

Asamos las mazorcas o en una barbacoa al aire libre, o en una sartén grill en el interior de casa unos 15’ o hasta que se tuesten un poquito y las servimos con unos medallones de mantequilla.

Es más fácil comerlas con esos pinchitos-asas que se venden en ferreterías especializadas en el hogar o en tiendas similares.

No es un plato muy limpio, francamente, porque te manchas los mofletes de la cara y la barbilla un poco, pero sí sabroso y a muchos niños pequeños les encanta experimentar con las mazorcas.

No necesitamos tener un rancho en Ohio con un precioso porche para disfrutar de unas mazorcas de pura cepa…

 
Publicidad
 

2 Comentarios

Responder

(*) Obligario, Tu correo electrónico no será publicado