RENÉ LÉVY, gran impulsor de la macrobiótica: “No esperéis a ser viejos para permanecer jóvenes”

, , 8 Comments

Por favor, active Javascript y Flash para poder ver el vídeo Blip.tv. Imagen de previsualización de YouTube

“He tenido mucha suerte, hace 50 años conocí a un maestro japonés, George Oshawa, que veía los alimentos no como pura composición, aspecto dietético, sino que también se ocupaba de su aspecto energético”

“EL ALIMENTO ES NUESTRO MATERIAL DE CONSTRUCCIÓN. ¿Cuándo empezaremos a ver la alimentación como algo que se convierte en nuestra sangre, nuestra carne, piel, tejidos?

“La salud no es lo que creemos, sino que es como el nuevo continente”

“Me siento como una persona de 20 años y tengo 82. Hago algo que alarga la vida. Puedo desaparecer porque así funciona la vida pero con la gran felicidad de haber ayudado a aliviar sufrimiento, a caminar a gente que no podía hacerlo y a curar a miles de personas con este camino de la macrobiótica”

“La macrobiótica es el ARTE DE PROLONGAR LA VIDA Y REJUVENECER NUESTRAS CÉLULAS y permite a muchas personas volver a vivir y descubrir que la salud es una exigencia nutricional. La promesa de la macrobiótica es una salud nueva, inimaginable”

“Me siento solo como último discípulo vivo de Oshawa. Tengo un TESORO y quiero compartirlo con los enfermos, con las madres, con los hijos…”

“No me debo ir de este mundo sin preparar a 100 alumnos para llegar al infinito”

René Lévy, uno de los pocos discípulos directos del mítico George Oshawa,  el fundador de la macrobiótica, y uno de los mayores impulsores en Europa de esta alimentación y filosofía de vida, falleció el pasado 16-8-2010 en la localidad francesa de Saint Gaudens, donde hace más de 30 años fundó el centro macrobiótico y hotel-restaurante Cuisine et Santé que ha sido un punto de referencia, aprendizaje y peregrinaje para miles de personas.

René Lévy tenía 83 espléndidos, llenos de Vida, sabios y entregados al servicio a los demás años de vida y, aunque su trabajo y legado es de gran importancia, no existe una referencia suya propia en wikipedia y los periódicos se limitaron a reproducir una escueta nota de prensa con detalles de su biografía y referencias superficiales a la alimentación macrobiótica y sus posibilidades.

Ni mención a las miles de personas a las que ayudó a sanar de enfermedades consideradas incurables y desahuciadas por la medicina oficial, tanto alopática como alternativa, y a las miles que ha enseñado a tener una mayor calidad de vida y a orientar su brújula con mayor sabiduría y coherencia con la Naturaleza.

La curación y el conseguir una SALUD RADIANTE, que es un concepto mucho mayor que no estar enfermo, por medio de una alimentación basada en productos naturales, al margen de la industria, y buenos hábitos de vida que dependen de la responsabilidad personal y la voluntad y no de pastillas, no son temas que interesen al Sistema pero sí a todos aquellos que quieran acceder a otra información para decidir mejor lo que comemos y lo que somos.

Por ello dedicamos este artículo a la figura de René Lévy como exponente del inmenso poder que tiene la alimentación para sanar nuestras células e incluimos 3 vídeos sobre su persona y trabajo.

  1. Una entrevista  de 26′ en el canal Macrobiótica TV (español)
  2. Una conferencia de 1 hora impartida en el 2009 en la Feria Bioterra en Irun titulada: “Alimentos, rejuvenecimiento y salud” (español)
  3. El documental de 24′ Little Secrets of life (francés-inglés)

1. ENTREVISTA EN MACROBIÓTICA TV

En esta entrevista vemos a un René jovial explicando como se introdujo en el mundo de la macrobiótica, el impacto que le produjo la persona de Oshawa y su trayectoria hasta fundar Cuisine et Santé.

Cuando dejó su Toulouse natal por una vida más bohemia y abierta en París, se interesó por el teatro y los métodos de expresión personal y en un curso le llamó la atención que la profesora comía un bizcocho de trigo sarraceno, sabor que le agradó. Ella le prestó el libro “La filosofía de la Medicina del Extremo Oriente” de un tal George Oshawa.

Ese fue un punto de inflexión en su vida porque en esa obra encontró todo lo que buscaba: una combinación de filosofía, poesía, ciencia, religión e indicaciones prácticas para cambiar su alimentación.

Buscó al autor y en una conferencia suya descubrió que encarnaba “la sabiduría de la espiritualidad de Extremo Oriente” y que destacaba por la paz y tranquilidad que transmitía y su poder de comunicación.

De allí pasó a realizar cursos de cocina y aprender la “delicadeza y serenidad de esta comida” y permaneció 10 años junto a Oshawa.

René Lévy considera que la práctica sin teoría es peligrosa y la teoría sin la práctica es inútil, una utopía y por ello uno de sus objetivos era fundar un centro permanente para trasmitir estos conocimientos. Esto se materializó en Cuisine et Santé en Saint Gaudens en el sur de Francia.

En la entrevista comenta que allí NO TIENEN FRIGORÍFICO porque no lo necesitan ya que “el cereal es la paz de la comida y dura años y años”. Habla de las propiedades del tamari y del miso y cómo la tradición oriental buscó un complemento alimenticio de gran riqueza nutricional y fácil asimilación y que no necesitan comer carne para tener una gran energía y vitalidad (en la siguiente conferencia puntualiza este punto).

A las personas débiles y a los enfermos aconseja comer CEREAL INTEGRAL con todas sus vitaminas, germen y riqueza, masticarlo bien y tomar una cucharadita rasa de miso diluida en agua.

Relata el caso de sus padres a quienes ya muy mayores y enfermos (casi ceguera, Parkinson y poca movilidad) y sin esperanza de los médicos, resucitó con la macrobiótica y les ofreció unos últimos años de gran calidad de vida: con más visión y movilidad. Sanar-mejorar la salud de sus padres fue para René  una gran fuente de felicidad y su mayor éxito personal en la vida.

Como consejo a todos los que quieran investigar la macrobiótica, recuerda que no hay que perder de vista a Oshawa, “la fuente profunda y explicación verdadera”, comenta con satisfacción y orgullo que en varias provincias españolas hay personas formadas para enseñar macrobiótica (Tarragona, Gerona, Barcelona, País Vasco) y que no debe irse de este mundo sin preparar a 100 alumnos para poder “llegar hasta el infinito” porqué considera la macrobiótica como una GRAN ESCUELA DE VIDA.

“Entrar en una dimensión eterna de la vida no es solo curar la enfermedad, sino liberarse de toda dependencia, ideas preconcebidas, de muchas cosas…”

2. CONFERENCIA EN BIOTERRA 2009: ALIMENTOS, REJUVENECIMIENTO Y SALUD

También repasa su biografía y su admiración a su maestro Oshawa y explica que EL MUNDO ESTÁ SOMETIDO A 2 FUERZAS, una polaridad de 2 fuerzas complementarias: noche-día, invierno-verano, hombre-mujer, concentración-dilatación, … Un concepto “difícil de entender para los occidentales porque no profundizan en los mecanismos de la vida” pero que trasladado a los alimentos permite a las personas ser dueñas de su salud física y emocional y cambiar su destino”.

Cuando él conoció esta filosofía-alimentación bebía y comía mucho y con demasiados dulces, pero pudo cambiar su vida y con más de 80 años está tan agradecido por ello que se dedica a transmitirlo para que la gente pueda también beneficiarse.

René Lévy critica con dureza la sociedad del “consumo y absurdo” en la que está mal visto privarse del exceso y recuerda que Jesús en los Evangelios ofrecía granos y sal.

Se lamenta de la DEMOCRATIZACIÓN DEL CÁNCER y las enfermedades cardiovasculares que esperan a cada individuo al final de la vida.

Sabe que no es fácil reeducarse y descondicionarse pero su experiencia y los testimonios de miles de personas testifican que es posible.

Explica que la ENFERMEDAD PROCEDE DEL EXCESO DE LÍQUIDO: “una piel de tambor para que suene debe estar seca” y contradice la recomendación médica de beber mucho líquido puntualizando que si se come carne sí se necesita beber porque es lo más concentrado que existe, pero no con otra alimentación.

“Con la macrobiótica se orina de 2 a 3 veces en 24 horas, mayor frecuencia implica demasiada acidez, demasiados líquidos o tensión líquida en el cuerpo”

Acusa al AZÚCAR REFINADO DE SER CANCERÍGENO Y PELIGROSO y al abuso de proteína animal por perjudicial e innecesario.

La alimentación actual acorta la vida y podríamos considerar que la medicina moderna desarrolla aparatos increíbles por culpa del carnivorismo. En francés “cáncer” y “carne” es el mismo término. La carne lleva automáticamente al cáncer porque la tratan con hormonas, medicamentos, pesticidas, … Y esto no es lo más grave. Lo más grave es QUERER AÑADIR CARNE A LA CARNE. El organismo tiene un volumen de carne determinado. ¿Hasta dónde vamos a llegar para darnos cuenta que el exceso de carne es la expansión final?”

Aun así, matiza que la macrobiótica no excluye todos los productos animales. Aunque la gente cree que ellos sólo comen cereales, esta es la dieta cuando hay enfermedad. Existen 10 DIETAS MACROBIÓTICAS diferentes y algunas sí incluyen carne, cita el caso de los esquimales aunque su esperanza de vida es muy corta (45 años).

También critica algunos tipos de vegetarianismo porque producen desequilibrios energéticos.

Señala la importancia de la MASTICACIÓN que puede ser de hasta 200 veces por bocado porque con ello realizamos una transformación de nuestro propio terreno:

“El alimento es nuestro material de construcción. ¿Cuándo empezaremos a ver la alimentación como algo que se convierte en nuestra sangre, nuestra carne, piel, tejidos?”.

Además, con la masticación se añade CONCIENCIA al acto de comer consiguiendo así una alimentación consciente.

Detalla casos de personas con enfermedades graves que se han curado con una dieta de sal y grano durante 40 días -bajo supervisión- y también comenta que en las antiguas tribus indígenas de América cuando un miembro de la familia enfermaba, toda la familia cambiaba de alimentación. Y si había epidemia, toda la tribu lo hacía.

Extrapolándolo a la sociedad actual, reivindica que todos deberíamos llevar una dieta anticancerígena, antidepresiva, antifatiga, … y sin embargo, hacemos lo contrario.

Asegura que la salud no es lo que creemos sino que es como UN NUEVO CONTINENTE POR DESCUBRIR y que los cereales, la sal, verduras que crecen pegadas al suelo (zanahoria, cebollas, nabos, coles, calabaza, puerros, …) y fuego es suficiente para curar enfermedades porque transforma el organismo.

Respecto a la LONGEVIDAD, cita que después del diluvio Dios condenó al hombre a vivir sólo 120 años cuando Matusalen había vivido más de 900 para indicarnos que podemos vivir más y mejor que en la actualidad. En Ecuador existe un valle a a1500 metros de altitud con personas de 140 años que se alimentan de maiz, hierbas salvajes, …

Recalca que la gastronomía macrobiótica también puede ser DELICIOSA y que recibe alumnos de Japón en su centro para aprender la teoría que su cultura ya ha perdido.

Y la última, y más interesante, parte de la conferencia es cuando describe varios BENEFICIOS DE LA MACROBIOTICA:

  • Curar cualquier enfermedad
  • Nunca estar cansados
  • Tener buen apetito
  • Conseguir un sueño reparador en menos horas. Esto para él fue una revelación porque pasó de dormir más de 8 horas a 4-5
  • Recuperación y aumento de la memoria
  • Buen humor

Y comparte que en una cura de 10 DÍAS DE CEREALES se pueden conseguir importantes cambios.

3. LITTLE SECRETS OF LIFE

Imagen de previsualización de YouTube Imagen de previsualización de YouTube Imagen de previsualización de YouTube

Y por último, en el documental “Little Secrets of Life” podemos ver a René Lévy con las manos en la masa en su centro de Cuisine et Santé y junto con las explicaciones sobre la alimentación macrobiótica, muestra cómo cocina. También se pueden escuchar testimonios de personas de distintas edades y situaciones personales que han pasado por allí y se habla de más disciplinas sanas como el Aikido.

—-

Y hasta aquí el legado de René Lévy. Todos aquellos interesados en mejorar su salud y calidad de vida ya saben que existen muchos caminos al margen de lo que nos cuentan los medios de comunicación y las multinacionales.

La macrobiótica es uno de esos caminos y tiene mucho que ofrecer, y René Lévy dejó formadas a muchas personas que nos pueden asesorar y enseñar.

Sitio oficial: Cuisine et Santé

Más información: Centro Macrobiótico Edana en Tarragona, Macrobiótica TV, Red Macrobiótica NingEl Mundo

En El Blog Alternativo: ROY LITTLESUN y la alquimia en la cocina
En El Blog Alternativo: MONTSE BRADFORD y su cocina natural y energética
En El Blog Alternativo: Artículos sobre nutrición

En El Blog Alternativo: RECETAS MACROBIÓTICAS

VENTA ONLINE de libros de macrobiótica

Tema sugerido por Ana Monzón

 
Publicidad
 

8 Comentarios

  1. 1 - LUA

    6 septiembre 2010 14:31

    Me ha encantado!! y aun mejor, me ha motivado!! Cuando he visto que en mi proncia existe un lugar donde aprenderlo no me lo he pensado dos veces. Decidido!voy a aprender sobre este regalo macrobiótico al que nos habéis dado acceso.Porqué, si de algo estoy segura, es que somos lo que pensamos y lo que comemos.

    Gracias.
    Muchas risas ;)

    Responder
    • Luisa

      4 febrero 2013 15:10

      Hola Lua, te escribo para que me digas en donde se ubica exactamente la cousine et santé en el sur de Francia y si es posible el número de telefono para contactar con ellos
      Responder
  2. 4 - Encarna Diaz Moreno

    12 noviembre 2014 00:30

    Hola soy Encarna y estaba interesada en hacer un curso de macrobiotica, por ke durante toda mi vida he buscado y me he informado como comer lo mas sano posible. Creo ke la solucion esta en esta cocina macrobiotica. Esperando informacion sobre los cursos .Les saluda atentamente. Encarna.
    Responder

Responder

(*) Obligario, Tu correo electrónico no será publicado