7 estrategias para una Navidad más sostenible

, , 7 Comments

“La navidad no debería ser un calvario, sino un tiempo de reflexión, de alegría y de pasarlo bien con tus amigos y familiares”
Valentina Thörner da Cruz

(Artículo de Valentina Thörner da Cruz*, bloguera y autora del libro Miminamlismo anticrisis, en la sección El Lector Alternativo Aconseja)

Falta un mes hasta navidad. Ahora empieza la búsqueda frenética por los regalos, por las mejores decoraciones, por una navidad perfecta. Porque menos que perfecto no es aceptable. Tienen que ser los mejores regalos, la mejor comida, incluso el mejor mantel sobre la mesa para que nadie pueda decir que no nos preocupamos lo suficiente por nuestra familia.

La navidad se rige sobre todo por las apariencias. ¿La casa del vecino tiene más luces puestas? Vamos a comprar otros en la tienda del chino. Y que por favor brillen, tengan música y cambien de color cada 10 segundos. ¿El colega del trabajo presume de las cosas que regalará a su hijo? Vamos a buscar algo más importante para mostrar que nosotros también queremos nuestros hijos.

Y mientras tanto sube la tasa de endeudamiento en España y el estrés inducido por las expectativas de la navidad perfecta acaban con la armonía entre familias y amigos.

Pero existen alternativas. Con un poco de planificación puedes reducir mucho el estrés y también el impacto de tu navidad en el medio ambiente. Así ahorrarás dinero, emisiones de CO2, estrés, y mantendrás tu tranquilidad y tu conciencia ecológica. Utiliza estas estrategias que pueden ayudarte en tus preparativos navideños:

  1. Planifica los regalos con antelación y fija un presupuesto antes de salir de compras. Evita las compras a última hora y de desespero (porque no has encontrado nada adecuado). En la duda siempre puedes optar por una cesta de navidad con productos variados, de preferencia de comercio justo.
  2. Para envolver los regalos puedes recurrir al papel de embalar o al papel de periódico y embellecerlo con cintas de papel de revistas coloridas, cintas de tela, o incluso las cintas de regalos antiguos. Es mejor para tu bolsillo, mejor para el medio ambiente, e incluso más personalizado.
  3. Aprovecha de las oportunidades que te ofrece internet. Hacer compras online puede ahorrarte muchas colas y estrés. Si no te fías de las compras online, entonces siempre puedes usar la red como fuente de información para tus planes. Algunas tiendas ofrecen la opción de hacer el pedido online y recoger y pagar los productos personalmente en la tienda
  4. En cuestión de adorno es mejor optar por los accesorios ecológicos y reutilizables y evitar las tiras de aluminio y espuma de nieve artificial que dificultan el reciclaje del árbol de navidad. Lo bueno es que puedes reutilizarlo cada año.
  5. La época más estresante suele ser la semana justo antes de navidad. Para evitar las colas en las tiendas, vale la pena “fingir” que para ti navidad ya es el día 17. De esta forma tendrás todo terminando antes de esta fecha y puedes disfrutar del ambiente navideño en la última semana sin tener que recordar nada (única excepción: los ingredientes de la cena es mejor comprarlos un día antes).
  6. Si la cena navideña será en tu casa, entonces aprovecha de tus invitados para que te ayuden a preparar la casa, servir las copas de bienvenida y mantener los niños bajo control. No eres un mal anfitrión/una mala anfitriona por pedir ayuda a tus amigos/pareja/familiares. Es muy probable que estén feliz de poder contribuir.
  7. Si eres de las personas que les gusta enviar una actualización anual a los familiares y amigos, entonces déjalo para el periodo “muerto” entre navidad y año nuevo. Tendrás tiempo y tranquilidad  suficientes para preparar las tarjetas, y los obsequiados estarán el doble encantados porque tu tarjeta será algo especial y no parte del montón que llega antes de navidad.

Recuerda, la navidad no debería ser un calvario, sino un tiempo de reflexión, de alegría y de pasarlo bien con tus amigos y familiares.

—-

*Valentina es minimalista de vocación. En su blog valedeoro.es relata sus experiencias de vivir mejor con menos cosas, mientras en el OloBlog reflexiona semanalmente sobre consumo responsable. También puedes seguirla en twitter (@valedeoro) o juntarte a la comunidad minimalista en facebook.

En El Blog Alternativo: Otros artículos de Valentina
En El Blog Alternativo: Artículos sobre la Navidad

 
Publicidad
 

7 Comentarios

  1. 1 - Omar Israel Carreño Robles

    24 noviembre 2010 20:12

    Hola,

    Soy Omar Carreño, escribo desde México y me ha gustado mucho el artículo de Valentina, la temporada navideña es un momento lleno de ilusiones, creo que el que se llegue a fin de año genera un estado de merecimiento en las personas.

    Todo mundo comparte la sensación de dar, pero resulta excesivo y por demás inútil si esto no se planea, vemos regalos por doquier, pero en verdad ¿son necesarios?

    Si regalamos de manera adecuada podemos entregar más que amor y más que gusto, la idea es dar algo de utilidad y que pueda ser reutilizable.

    Muchas Felicidades por este artículo,

    Saludos,

    Omar Carreño

    Responder

Responder

(*) Obligario, Tu correo electrónico no será publicado