Defecar en cuclillas es mejor para el organismo

, , 4 Comments

“Tan sólo en el Occidente industrializado, donde se inventó el moderno retrete, la gente acostumbra a «sentarse» para defecar al igual que lo hace para comer. No es de extrañar que todo el mundo occidental sufra de estreñimiento crónico, hemorroides y otros problemas debidos al hecho de evacuar los intestinos en posición sentada. Si bien los retretes modernos pueden ahorrar a sus piernas el esfuerzo necesario para ponerse correctamente en cuclillas, para sus intestinos equivalen a un instrumento de tortura, y los problemas que causan en absoluto compensan la comodidad que proporcionan”
Daniel Reid

Pues sí señores, parece que hasta en algo tan mundano como “cagar” existe una forma oficial y otra alternativa, al menos en la sociedad occidental.

Los trastornos intestinales son uno de los problemas sociales más importantes, no hay más que fijarse en cómo han aumentado los anuncios y productos contra el estreñimiento, y una buena metáfora de nuestro estilo de vida.

Además de la necesidades de alimentos ricos en fibra, resulta que la postura es decisiva en este tema y que defecar de cuclillas es más fisiológico, exige menos esfuerzo al organismo, impide el estancamiento fecal y previene las hemorroides y patologías intestinales.

Un artículo publicado en nuestro otro blog, La Cocina Alternativa, y titulado Cómo defecar correctamente ha despertado un grandísimo interés, llegando a recibir hasta 30.000 visitas los días posteriores a su publicación, y un intenso debate allí y en menéame donde ha recibido cientos de comentarios y estuvo entre las noticias más destacadas.

El artículo expone razones serias de expertos sobre cómo se produce la evacuación sentados o en cuclillas y los beneficios de esta última, e invita a adquirir esta postura de forma segura y moderna. No se trata de irse al campo (donde muchos reconocen excretar mejor) ni hacer un agujero en el suelo como antaño o como ocurre en otras culturas, sino que un simple taburete cercano al inodoro permite una mejor postura y no correr ningun riesgo (hay mucha leyenda urbana sobre accidentes en la taza).

Más allá de la risa o del decoro que nos produzcan estos temas, merece la pena informarse sobre cómo algo tan sencillo y barato puede aportar tantos beneficios a nuestros intestinos y nuestra salud.

LEER EL ARTÍCULO y ver los vídeos al respecto en La Cocina Alternativa

 

 

 

 

 
Publicidad
 

4 Comentarios

  1. 3 - colmenero

    17 octubre 2013 16:23

    yo esto ya lo sabia que me lo conto mi hermano amios hace mucho tiempo……
    de hecho el metodo que nosotros practicamos es haciendo el pino,pero
    requiere destreza y trabajo…..
    saludos!
    Responder

Responder

(*) Obligario, Tu correo electrónico no será publicado