Como y porqué Plutón está afectando tanto en nuestra crisis personal y de Paradigma

, , 2 Comments

Sauron

“En la historia de los hombres cada acto de destrucción encuentra su respuesta,
tarde o temprano, en un acto de creación.”

EDUARDO GALEANO

Cuando estudiamos una Carta Natal podemos ver y detectar qué pruebas va a vivir la persona en cuestión; esas experiencias están relacionadas con un proceso de aprendizaje íntimamente ligado a él o ella.

Esas ‘pruebas’, experiencias, vivencias… son personales e intransferibles y, en general, no están ligadas al determinismo.
Es decir, no son cosas que nos pasarán Sí o Sí. Mediante la gestión de dichas experiencias y el aprendizaje que conllevan modificamos y construimos una vida más cercana a nuestros objetivos y anhelos.

Negarse a esas experiencias, la no aceptación de la ‘crisis’, de lo que nos sucede, es lo que nos lleva a estar realmente mal.
Nos han enseñado a NO aceptar las cosas como son y como vienen, y a forzar el curso de los acontecimientos según nuestros deseos y voluntades.

Existe una tremenda confusión en este tema: indiscutiblemente debemos trabajar y nunca rendirnos por llegar a dónde queremos llegar. Pero las crisis nos llevan a entender, ampliar, modificar e incluso cambiar esos deseos y voluntades, en aras de llegar a un objetivo personal mayor, y alcanzar esos objetivos mediante la eliminación de ciertos patrones de pensamiento, de sentimiento y de acción, limitaciones heredadas por vía familiar, etc…

Nos encontramos en una época de cambio. El paradigma antiguo está cayendo. En lo social, político, económico y también en lo personal.

Plutón es el planeta que se está encargando de poner sobre la mesa todo lo viejo. Su tránsito en Capricornio está siendo demoledor en todos los aspectos. Capricornio, es este caso, está representando el viejo paradigma: los viejos valores, el viejo sistema económico, los viejos sistemas familiares, la antigua manera de mandar, incluso la antigua manera de ejercer la maestría…

Este viejo paradigma todavía esta vigente, aunque caduco. Muchos de nosotros lo tenemos tan asumido y entendido como ‘normal’ o propio que ni siquiera nos damos cuenta de lo condicionados que estamos por él.

En nuestro interior se siente un cambio, una diferencia, un sentido nuevo de la vida que no encaja con lo que hemos hecho hasta el momento, como nos hemos sentido, como siente nuestro entorno… y a menudo viajamos por la vida como zombies siguiendo las pautas sociales, económicas, laborales y familiares establecidas y sentidas por cada uno de nosotros como buenas, aunque anhelemos algo diferente.

El viejo paradigma es eso: centrarnos en tener y acumular, identificar nuestra identidad con egocentrismo, obedecer segun lo aprendido, valores supeditados a objetivos materiales, miedo, conflictos, inseguridades, sufrimiento, sacrificio y lucha para llegar a metas, valores familiares que no pueden ser puestos en entredicho, maneras viejas de mandar, comandar y liderar…

El mundo, entendido desde esas creencias y valores, se acaba.

Y como no puede ser de otra manera, el cambio siempre empieza en uno mismo. Así que el cambio se materializará en cuanto todos los que estamos en este proceso de crisis y metamorfosis la completemos y infundemos una nueva energía a nuestro entorno, nuestra familia, nuestro trabajo… es un proceso de liberación de viejos sistemas que nos han podido mantener estáticos, parados, limitados y en cierta manera infelices.

Para ello hay que romper con todo. Y Plutón se está encargando de eso.

Allí por donde Plutón esté transitando en tu Carta Natal, especialmente la casa por la que esté transitando, determinará que parte concreta de tu experiencia personal se va a ver transformada con mayor intensidad.

Abrazar el nuevo paradigma no va a ser fácil pero en cuanto más y mejor se aborde ese cambio, mayor fluirá la vida para cada uno de nosotros y para los de nuestro entorno.

No te podemos decir que va a ser un camino de rosas. Posiblemente te sentirás rechazado, incomprendido, sólo y sin recursos. Quizá te tacharán de loco. Es cuestión de tiempo que el cambio se termine generalizando y, cuanto antes empieces, antes estarás preparado para lo que a nivel mundial puede acontecer.

Es como un proceso de Noche Oscura. El pensamiento positivo debe ser que después de la noche amanece un nuevo día, así como después de una tormenta viene un estado de calma, y después del invierno la primavera.

CP Fima solo BTO

Artículo escrito por Carles Pérez Bueno
Astrólogo, Morfopsicólogo, Experto en Desarrollo Integral
Asesor y mentor en procesos de cambio
www.beingtheone.org

 
Publicidad
 

2 Comentarios

Responder

(*) Obligario, Tu correo electrónico no será publicado