Vivir con optimismo para ser más feliz

, , Leave a comment

vivir con optimismo

Conseguir la felicidad es un objetico que todos tenemos. Para lograrla es fundamental vivir con optimismo. Sí, pero uno no se levanta por la mañana y dice voy a ser optimista y ya está. No es suficiente, hay que ir trabajándolo durante todo el día. Hoy quiero hablarte de algunos temas que ayudan a ser más optimista y, en consecuencia, también más feliz.

Analiza tu vida actual

Lo primero es prescindir de las comparaciones con otras personas y observar nuestra situación actual: cómo soy, qué tengo, cómo me siento ante las dificultades, qué motivops tengo para estar alegre… A veces te das cuenta que no estás tan mal como pensabas. Y siempre te das cuenta que las comparaciones son odiosas.

Relativiza, nada es tan importante

¿Te ha pasado que te enfadas enormemente y al cabo de unas horas te das cuenta que no era para tanto? En muchas ocasiones tendemos a magnificar aquellas cosas negativas que nos ocurren. Casi todo tiene solución y se trata de buscarla. Es más importante ocuparse y buscar la salida que preocuparse sin dejar de darle vueltas. Y si no hay solución no queda otra que aceptarlo e intentar que el enfado sea corto. Pero que nada te impida descansar y estar a pleno rendimiento al día siguiente. Por si te hace falta, productos como sedatif te ayudarán de forma natural a relajarte y dormir mejor.

Cuídate

Estamos atentos a que nuestra familia, amigos y compañeros de trabajo estén bién… y nos olvidamos de nosotros mismos. Para poder cuidar es imprescindible que te cuides. Dedícate un tiempo y un espacio para ti, practica tu hobby favorito, sal a dar un paseo, medita, practica deporte. En definitiva, haz algo que te satisfaga.

También acepta la ayuda de las personas de tu entorno o la de algún producto natural. En este sentido las infusiones y la homeopatia te serán útiles.

Acepta los errores y no te culpes

Todos nos equivocamos porque todos hacemos. Hay que estar atento e intentar hacer las cosas lo mejor posible. Pero es inevitable que a veces surgan errores. Estos no debería servir para culparnos sino para ayudarnos a hacerlo mejor en el futuro.

Aprende a decir NO y vide tu vida

Por compromiso, por inercia, por no querer enfrentarnos… vivimos la vida que nos marcan los demás. Aprende a decir NO (con cortesía) y empieza a vivir más y mejor tu vida. Tendrás más ilusión, optimismo y felicidad. Decir no se aplica a lo pequeño y a lo grande. Significa decir “no me apetece ver esta película y prefiero estar leyendo”. También es “no estoy a gusto en mi trabajo y voy a empezar a dar los pasos necesarios para dedicarme a otra profesión en el futuro”.

 
Publicidad
 

Responder

(*) Obligario, Tu correo electrónico no será publicado